Como en aquel recordado Apertura 2002, Lucas Pusineri metió un gol agónico que cambió el rumbo del encuentro. En aquella oportunidad, Independiente caía ante Boca por 1-0 y el volante cabeceó un centro de Rivas para estampar el empate que restituyó al Rojo a la punta de la tabla, cuando apenas faltaba una fecha para el final del torneo. Pasaron 17 años y, ya con pantalones largos, el ex futbolista recreó esa jugada que quedó inmortalizada en la memoria de todos los hinchas y en las páginas doradas de la historia de la institución.

Mirá también

Hasta este domingo, Pusineri estaba perdiendo el partido contra Mauricio Pellegrino en la lucha por quedarse con el buzo de técnico. El Flaco ya se había reunido con los directivos en dos ocasiones y en esos cónclaves logró ponerse en ventaja. Lucas, quien aterrizó en Buenos Aires el sábado a las 7.30 tras haber pasado algunos días de vacaciones de Miami, le solicitó al secretario general del club, Héctor Maldonado, adelantar la cumbre que estaba prevista para el lunes. Yoyo aceptó el pedido y Pusineri se juntó por la tarde con el vicepresidente, Pablo Moyano. De la charla, que se desarrolló en la casa de los líderes camioneros, también participó Maldonado. Hugo, quien tiene múltiples ocupaciones, pudo escuchar por partes al candidato a dirigir al equipo de Avellaneda.

Mirá también

Una vez más, Pusineri usó la cabeza para cambiar un resultado que parecía estar sentenciado. Esta vez no convirtió un gol que lo dejó a tiro del título, pero sí tuvo un discurso sólido y muy convincente que inclinó la balanza a su favor en la puja con Pellegrino. Quienes conducen los destinos de Independiente se sorprendieron por el conocimiento profundo que tiene de la materia prima que hay en club. Lucas les demostró que está al tanto de las características de todos los juveniles que vienen pidiendo pista. En definitiva, se viene preparando para esta oportunidad desde 2014. En junio de 2015, luego de la salida de Jorge Almirón, Pusi estuvo en la lista de posibles candidatos a dirigir al Rojo, pero perdió la pulseada justamente con Pellegrino. Su nombre también sonó después de las salidas del Flaco y de Gabriel Milito, aunque nunca estuvo tan cerca como ahora: parece encontrarse a apenas un paso de sentarse en el banco con el que siempre soñó.

No es ningún improvisado Pusineri. Respetó todos los plazos formativos para ser entrenador. En 2014 fue ayudante de campo de Claudio Borghi en Argentinos Juniors. Luego de esa experiencia viajó a Europa para reunirse con entrenadores de prestigio internacional, entre ellos Diego Simeone, por quien siente una profunda admiración. Serio, estudioso, metódico y detallista, a los directivos los seduce ya que consideran que es el momento de que el club tenga un entrenador que cultive el perfil bajo. Y Lucas cumple con ese requisito. “Por ahora no queremos loquitos de pelo largo”, le comentaron entre risas a este diario desde el club.

Mirá también

Pusineri viene de tener una muy buena experiencia en el fútbol colombiano. Allí dirigió al Cúcuta y a Deportivo Cali. En su primer club cosechó el 78% de los puntos y en el segundo tuvo el 50,5% de efectividad y llegó a la final de la Copa Colombia, en la que cayó con Independiente de Medellín. En total dirigió 108 partidos, con 58 triunfos, 26 empates y 24 derrotas.

¿Por qué tiene más chances que Pellegrino? En primer lugar, Pusineri presentó un proyecto de promoción de juveniles. Se trata de una arista que los Moyano consideran imprescindible contemplando que el club atraviesa un momento signado por dificultades financieras que impiden realizar grandes erogaciones para contratar refuerzos. Lucas no pondrá reparos en ese sentido. De hecho, en Deportivo Cali supo armar un muy buen equipo con escasos recursos y promovió a muchos futbolistas de la cantera que luego se consolidaron en Primera. Eso es lo que los dirigentes quieren que haga en Independiente. Y el entrenador demostró que está en condiciones de llevar adelante un proceso en el que no se postergue a las Inferiores, algo que sucedió durante el tramo final del ciclo de Ariel Holan y también con el arribo de Sebastián Beccacece. Pellegrino, quien tuvo dos charlas con los directivos, dejó en claro que iba a necesitar más incorporaciones.

Hernán Crespo, Jorge Almirón, Pablo Guede y Diego Alonso son otros entrenadores con los que los directivos mantuvieron contactos en los últimos días. El 1° de diciembre Pablo Moyano le había ofrecido el cargo a Fernando Berón, aunque el equipo luego cosechó solamente un punto de nueve posibles y es por eso que seguirá como coordinador de las Inferiores. La CD incluso habló con Bruno Marioni, a quien luego vieron más como un posible manager.

Pusineri se va a reunir con la dirigencia este lunes a las 11, en el Sindicato de Camioneros. Y todo parece indicar que va a ser el nuevo entrenador de Independiente. Su gran sueño está cerca de hacerse realidad. Hoy puede ser un gran día para él.



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Desarrollo Web Efemosse
/ España: efemossesistemas.com