https://images.clarin.com/2020/08/05/silvia-majdalani-y-gustavo-arribas___o6OkrC5d3_1200x630__1.jpg

La Cámara Federal de Casación Penal planteó que la causa de espionaje ilegal de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) durante la gestión macrista debería dejar de investigarse en Lomas de Zamora y pasar al juzgado federal de la ciudad de Buenos Aires, donde ocurrieron la mayor parte de los hechos y tienen su sede los principales imputados.

De este modo, el máximo tribunal penal comenzó a resolver el conflicto de competencia planteado durante los últimos meses entre el juez Juan Pablo Augé, de Lomas de Zamora, y la jueza María Eugenia Capuchetti, de Comodoro Py, respecto a qué juzgado debía investigar los casos de espionaje ilegal de la AFI durante la gestión macrista a dirigentes políticos, periodistas y gremialistas, así como a los detenidos por causas de corrupción en la cárcel de Ezeiza.

El tribunal integrado por los jueces Mariano Borinsky, Javier Carbajo y Gustavo Hornos resolvió «anular parcialmente» un fallo de la Cámara Federal porteña, que establecía que pase casi toda la causa a Comodoro Py, excepto el tramo del espionaje en cárceles; y resolvió que la Cámara Federal dicte un nuevo fallo donde también se investigue en el tribunal porteño los delitos de espionaje ilegal en la cárcel de Ezeiza.

La Cámara de Casación resolvió enviar el fallo a la Cámara Federal, para que “dicte un nuevo pronunciamiento ajustado a derecho y a las constancias actualizadas de la causa”, según figura en el fallo al que accedió Clarín.

Es que el fiscal general Raúl Pleé sostuvo que la anterior resolución de la Cámara Federal “resultó arbitraria por incurrir en autocontradicción, al declarar por un lado la competencia de la justifica federal porteña para investigar una asociación ilícita, construida desde el propio aparato Estatal y dedicada a cometer actos en infracción a la Ley 25.250, para luego afirmar la preeminencia del juez lomense en orden a dilucidar si un tramo de los hechos -aquellos cometidos en el penal de Ezeiza- resultaban atribuibles a esa misma organización”.

Por eso, Pleé dictaminó que la investigación del espionaje ilegal en cárceles “tenga lugar junto con el resto de la causa”. Y que esa investigación debe llevarse a cabo en los tribunales federales de Comodoro Py.

La Cámara de Casación Penal resolvió en línea con lo planteado por el fiscal Pleé, en un fallo judicial dividido, en el que Borinsky y Carbajo tomaron esa resolución; mientras que el juez Hornos votó en disidencia, planteando que no debía intervenir la Cámara de Casación para resolver este conflicto.

El fallo se conoció este viernes, justo cuando arrancó la ronda de indagatorias en Lomas de Zamora a 25 imputados por el espionaje ilegal en las cárceles durante la gestión macrista, entre las que se destacan las de los extitulares de la AFI, Gustavo Arribas y Silvia Majdalani, previstas para los próximos días 9 y 10 de diciembre.

Mirá también

Mirá también



Fuente

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Desarrollo Web Efemosse
/ España: efemossesistemas.com